viernes, 18 de mayo de 2012


 “Hay veces que durante un instante la frontera entre lo que imagino y lo que veo se confunde. Aquel hombre no estaba allí, porque había estado allí mucho tiempo antes, pero no podría decir que parte de él era real y cual imaginaria”.
Diabulus in Musica (Espido Freire)


Roberto Benigni: Misericordia, Arezzo, 1952) Actor y director de cine italiano que alcanzó reconocimiento internacional como director y protagonista de la película La vida es bella (1997), ganadora de tres Oscar de la Academia de Hollywood. Pese a que para la crítica su nombre no había pasado inadvertido, en 1997 sorprendió el extraordinario nivel de una película que dirigió y protagonizó: La vida es bella. La historia se inicia en 1939, en una pequeña ciudad de la Toscana italiana, en la que Guido (que quiere hacerse librero) y su amigo el poeta Ferruccio viven preocupados únicamente del amor y del dinero, sin reparar en el cada vez más amenazador antisemitismo que el gobierno fascista y su alianza con los nazis están exacerbando. Guido, que además es de origen judío, se enamora de Dora, una maestra que está comprometida con un oficial fascista. Sin embargo, Guido no claudica, y consigue seducirla, casarse y tener un hijo con ella, llamado Giouse. Pasa el tiempo y la situación se agrava. Guido y el pequeño Giouse son deportados, mientras Dora, por amor, se "deportará" a sí misma para estar junto a ellos. En el campo de concentración, Guido logrará ocultar a su hijo la terrible realidad inventándose un ingenioso juego. El filme combinaba con habilidad un tierno sentido del humor con la más absoluta de las tragedias; lo que en un principio parece otro relato sobre el holocausto judío se convierte, sin aparatosos golpes de efecto, en un canto a la esperanza. Benigni supo con esta modesta y emotiva película pulsar a la perfección las fibras más sensibles del gran público. Lo cierto es que La vida es bella es una película construida a partir de una respetuosa adoración al maestro Charles Chaplin, y en concreto a dos de sus películas más emblemáticas, El gran dictador (1940), por su significado profundamente antidictatorial, y El chico (1920), por la delicadeza con la que trata la relación con un niño. En Estados Unidos La vida es bella se convirtió en una de las películas extranjeras más taquilleras de toda la historia, al tiempo que se hacía con los Oscar a la mejor película extranjera (en este aspecto, cabe destacar que el filme competía también en la categoría de mejor película, circunstancia que se había dado únicamente en otra ocasión en toda la historia de los premios de la Academia), al mejor actor (para el propio Benigni) y a la mejor banda sonora de drama, para una partitura, original de Nicola Piovani, que entroncaba con la más pura tradición de la música italiana para el cine: sentimental, colorista, evocadora. Como suele suceder, el éxito de ésta última película produjo una revalorización de sus trabajos anteriores, así como un interés inusitado por lo que rodea a su figura. En junio de 1999 la Universidad Ben Gurion de Israel le nombró doctor honoris causa. Participó después en la superproducción francesa Astérix y Obélix contra César, en la que encarnó al popular Astérix, personaje de cómic ideado por Uderzo y Goscinny. Como director, Benigni ha firmado en los últimos años Pinocho (en 2002, una exitosa versión del famoso cuento de Carlo Collodi) y El tigre y la nieve (en 2006, un alegato contra la guerra).

Recomiendo:


3 comentarios:



  1. Hoy quiero regalarte un cofre lleno de abrazos, para cuando te invada la melancolía lo habrás y descubras el afectuoso sentimiento que en su interior te estará aguardando…

    Porque ayer has sido tú el puerto que albergo mis ilusiones, dibujando nuevos horizontes, iluminados siempre por el constante aprecio de la amistad.

    Hoy como ayer
    Me paseo de tu mano
    Dando las gracias
    Por haberte conocido.

    María del Carmen


    ResponderEliminar


  2. ¿A que huelen las flores?
    Las flores huelen a romance primaveral…
    Y sus pétalos es la obediencia de tus ojos
    Para admirar la madrugada…
    Cada fin de semana virtual.

    Que tengas
    un precioso día
    sin mediar los enojos.

    María del Carmen

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Graciasss guapisísima. Me encanta que pases por aqui. Simepre bienvenida.

      Eliminar