martes, 9 de mayo de 2017

Recomiendo...

No nos olviden…

España, Europa, Primer Mundo…Mayo 2017…
Estimados compatriotas y cogestores de los destinos de los españolitos, me dirijo a Vosotros y no a Ustedes no por no merecer mi respeto, sino por hacer más cotidiana y familiar esta carta…Necesito, necesitamos que alguien nos lea, se lo grabe en la cabeza y que, no olvidándolo, algún día pueda gestionar algo de provecho al respecto. Como a tantos, y desde que estalló la estafacrisis, la vida me está vapuleando entre la precariedad laboral y eternas temporadas en desempleo; las más “gloriosas” con alguna prestación o subsidio, las más “siniestras” sin subsidio, ni prestación, ni perrito que me ladre…salvo el señor Estado, que sabe cobrarme puntualísimamente todos y cada uno de mis impuestos, absteniéndose de informarse si me llega para comer antes de para pagar el IBI. Yo tenía una profesión estupenda que alternaba con otras actividades “menos lustrosas” en temporadas de parón, para ganarme la vida sin que se me cayeran los anillos por limpiar, cuidar abuelines o pasear perritos. Siempre ahorrando y gestionando bien mis ahorros para no comprometer mi independencia económica y echar una mano a otros en peores circunstancias, que haberlos hailos siempre. Pero el vendaval que estalló en 2008 se lo llevó todo por delante…empleo, ahorros…la casa no, gracias a la inestimable ayuda de la familia, que no todos tienen. A día de hoy voy a cumplir 55 años, tengo una carrera profesional casi extinta, no encuentro empleo en ningún otro sector, habiendo tantos y tan diversos. Tengo amigos deseando darme trabajo pero apenas logran mantener sus pequeños negocios en pie, asfixiados a impuestos sin piedad. Entiéndase pequeños empresarios, emprendedores y currantes impenitentes, honrados, que se están dejando la piel por salir adelante y ansiando volver a crear empleo para otros pues sería señal de mejora económica. Se me hace harto difícil digerir que a esta edad no tenga ni futuro, ni presente laboral. Situación tan desesperante como la de la legión de personas de todas las edades a las que tampoco se les da una oportunidad en este país. Ya el año pasado  me di con un canto en los dientes pues en el plan de empleo municipal me seleccionaron para trabajar ¡6 meses! (un lujazo) en dependencias del Archivo. Tras lo cual he podido sobrevivir gracias al subsidio por desempleo otros 6 meses. Pero esto es pan para hoy y hambre para mañana. El subsidio se acabó; en 6 meses he conseguido hacer una entrevista por Facebook y enviar CV sin piedad a todos lados. Y ahora toca hartarse de preparar papeles para volver a solicitar plaza en el plan de empleo de este año, cruzando los dedos, porque somos una inmensa legión de necesitados y es nuestro último recurso para trabajar este año…España va bien, el paro está descendiendo, la economía se recupera…pero el camino está sembrado de zombis y cadáveres. Podría asumir que el Estado pretendiera prejubilarme con 55 años (aunque me parece una salvajada) si a cambio quedo exenta de tributar impuestos a las arcas de Hacienda. O si bien sigo tributando, que el Estado me ofrezca una renta básica para sobrevivir y evitar caer en los brazos de los saturados servicios sociales o de Cáritas. Pero a día de hoy ningún ente nacional, autonómico o local se preocupa de citar a los ciudadanos en según qué  situaciones para informarse de cómo encaran el día a día. Eso sí, no pagues la basura, el alcantarillado, el Impuesto de Bienes Inmuebles, que más pronto que tarde te embargan hasta el alma. En fin, ruego se me disculpe por tan larga retahíla de quejas. Si acudo a vosotros es porque os considero el futuro político del Parlamento y de las Instituciones públicas. Los futuros gestores de nuestras vidas, con vuestros aciertos y vuestros errores. Mientras, unos se pringan de corruptelas hasta las orejas, nos insultan y nos ningunean. Otros se despedazan para liderar a sus huestes. Algunos se pierden en agujeros negros y realidades paralelas… Y la ciudadanía sigue intentando salir adelante, encarando el día a día con valentía para no caer en el pozo sin fin de la desesperación…
I have a Dream…and Yes, We Can…y es que cada mañana despierto con la intención de sacarle partido al día y conseguir hacer algo para construir un mundo mejor, no sólo por mí misma sino también por los menos favorecidos para que nadie les olvide.
Como dicen las Mujeres del Carbón
(Plataforma de la que soy miembro honorario)…
¡¡Alienda, Sin Reblar y con Rasmia compañer@s!!
Gracias…

A.D.A.



martes, 28 de marzo de 2017

Recomiendo…

2017 A.D.A.
Gracias a la iniciativa de Voluntariado medio ambiental que se desarrolla en la ciudad donde resido, voy conociendo pequeños pueblos de Guadalajara. Lugares aparentemente modestos, donde colaboramos en tareas que nos soliciten, y donde nos agasajan con unas comidas estupendas y visitas guiadas a los municipios, que para mí constituyen un lujo y uno de esos placeres maravillosos de la vida. La última salida la hemos realizado a Arroyo de Fraguas, zona Nor-Oeste de Guadalajara…un lugar pequeñito, con unos parajes naturales muy interesantes, cuevas y posibilidades varias de ruteo. Además en el pueblo hay casa rural con un bar confortable donde comer o simplemente tomar un café y descansar después de caminar. Un día francamente agradable…Las rutas mejor en primavera-otoño, no hay agua potable por el camino, si algún arroyuelo. 

Qué gran verdad…

Manel Fontdevila
“En otro sentido es igualmente fácil de comprobar que todos los problemas a nuestro alrededor son por egoísmo y falta de compasión. Si analizamos la crisis económica que está trayendo sufrimiento a tantas personas inocentes, acertamos cuando afirmamos que su origen se encuentra en el narcisismo egoísta de unos pocos. Individuos que seguramente destacaron en colegios y universidades, que se convirtieron en la élite de la sociedad, sumamente inteligentes en asuntos académicos y económicos; sin embargo, absolutamente incompetentes en sus relaciones con los demás, con inteligencia escasa en empatía, respeto y conciencia de los demás. Es decir, muy inteligentes en algunas cosas pero muy ignorantes acerca de los demás, la interacción y la interdependencia global. Todo comportamiento egoísta es muestra de una inteligencia defectuosa. Pero lo mismo sucede a niveles más cercanos. Los problemas y conflictos entre miembros de una familia vienen por falta de compasión y exceso de egocentrismo. Lo mismo en las comunidades de vecinos, las empresas, lugares de trabajo, las sociedades, autonomías, etc. Todos los conflictos vienen de un exceso de egocentrismo y negatividad con los demás. “Juan Manzanera.